A mí,  Marta, me sigue pareciendo una muñeca. Es menuda y tiene una sonrisa un poco tímida, cierra los ojos y se ríe a carcajadas. Y a Javier también le gusta claro. Se quieren y eso se les nota a leguas. La timidez del principio se disipó enseguida gracias en parte a Zeus, el precioso perro de los padres de Marta.

Fuimos a su pueblo, Castil de Lences, para compartir una tarde calurosa y pasar un rato divertido haciendo fotos. Marta subió con un camino lleno de piedras con los taconcitos que veis. Y es que estos chicos están hechos unos todoterrenos. Os dejo con algunas de las fotos que conseguimos ese dia.

One thought on “MARTA + JAVIER PREBODA”

  1. Madre mía… con esos taconazos y aún se ríe 🙂
    Mis favoritas son las dos de debajo del árbol, aunque toda la serie es estupenda.
    Supongo que a la próxima novia le dirás que no se ponga rallas ;-P
    Un abrazo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *